Crítica de "Abrecaminos"

El Pais- FERNANDO NEIRA 23/02/2007

Frecuenta demasiado poco los estudios de grabación, así que esta docena de piezas alcanzan el estatus de acontecimiento para nuestra música popular. Arreglos térreos y sedosos arropan esa voz cristalina de siempre: todo un referente de sabiduría y tesón dentro de la tradiciónmesetaria. "Sal a bailar" o, sobre todo,  "Olé por entrar" se perfilan como nuevos clásicos en el repertorio de la zamorana.